¿Por qué decantarse por una puerta corredera?

Intentar maximizar el espacio de una casa e instalar elementos que la conviertan en un lugar práctico es uno de los desafíos que presentan la realización, elección y ejecución de una reforma y de los elementos que se eligen en ella. Una de las piezas clave a la hora de reformar estética y funcionalmente una vivienda es la de cambiar en algunas estancias las puertas tradicionales por unas correderas.

Cuando se compra una vivienda, uno de los detalles a los que menos atención se presta es a las puertas, y es que se asume que vienen impuestas y que no existe necesidad de modificarlas. Esto es un error, dado que las puertas son uno de los puntos clave de la funcionalidad de una casa.

En ocasiones, si la vivienda que se adquiere es nueva, los propietarios pueden elegir los modelos que prefieren. Por el contrario, cuando es de segundo uso estas ya vienen instaladas de serie y si se desean modificar hay que cambiar una por una.

Uno de los modelos más solicitados en el mercado es de las puertas correderas. Esto se debe a que aportan una serie de ventajas a la estructura de una casa. Para instalarlas siempre es necesario contar con un equipo experto como los de Reformas Granada, dado que el proceso de ejecución suele ser algo más complejo, ya que es necesario que todo quede bien nivelado para su correcto funcionamiento.

Ventajas y desventajas de las puertas correderas

A continuación se analiza por qué el uso de puertas correderas se ha convertido en una de las alternativas más populares de los últimos años para diferentes estancias de una vivienda. Las puertas correderas pueden ser elaboradas de cualquier color, formato y material, ampliando así su versatilidad.

Ayuda a unir diferentes ambientes

Las puertas correderas permiten abrir el espacio al 100%, lo que facilita la conexión de diferentes estancias.

Esto permite tener más campo de visión de una sala a otra, compartir luz natural o artificial; y poder transitar libremente entre diferentes espacios, algo útil cuando se está celebrando una reunión en casa.

Por estos motivos se considera que poner puertas correderas en lugares estratégicos como salones, salas o cocina, crean la sensación de que el espacio es mayor, gracias a la comodidad que supone transitar entre ellos.

Ahorro de espacio

El primer concepto por el cual las personas se decantan por el uso de puertas correderas en estancias pequeñas es que gracias a su formato ahorran espacio, ya que no es necesario dejar espacio para el giro de una puerta.

Otra forma de colocar puerta correderas es empotradas, lo que las hace invisibles una vez abiertas, permitiendo mayor ahorro de espacio y mayor sensación de apertura de las diferentes salas o estancias.

Formatos: empotradas o con guía exterior

Existen dos formatos a elegir a la hora de instalar una puerta corredera. Está la opción de hacerla de manera externa, es decir colocando los raíles por fuera, esta es la opción más económica y sencilla dado que no es necesario realizar ninguna obra para hacerlo.

Por otro lado está la posibilidad de poner los raíles empotrados dentro de la pared, lo que significa que una vez abierta la puerta estos no se verán. El inconveniente es que para hacerlo será necesario reformar la pared en la que se  instalará, lo que aumentará un poco el presupuesto.

El tamaño a elegir

Se puede elegir una puerta doble, que es la más recomendada si lo que se desea es unir ambientes, o una puerta individual si el espacio es reducido.

Cuando se cuenta con un baño pequeño, una cocina o lavadero, instalar una puerta corredera de una sola hoja permitirá aprovechar cada centímetro.

El material

Las puertas no son solo objetos funcionales, también son elementos decorativos. Por lo que el material es importante. Cada usuario podrá elegir aquel que más les guste en función del presupuesto que tenga.

La ubicación

Son aptas para cualquier estancia o habitación, no solo es necesario colocarla para ahorrar espacio o abrir estancias, también por preferencia, y es que estéticamente quedan igual de bien que cualquier otro diseño tradicional.