Renueva tu casa con estos materiales para la cuarentena

Si ahora que pasamos mucho tiempo en casa debido al Coronavirus comenzamos a apreciar aquellas zonas a las que les vendría muy bien un cambio, si contamos con los materiales para la cuarentena en casa, podremos hacerlo por nuestra cuenta.

Si no se tuvieran los materiales para la cuarentena, no pasaría nada, solo sería cuestión de esperar a que finalice el estado de alarma para poder ir a adquirirlos. Estas reformas son muy sencillas, no requieren de inhabilitar la casa entera, si manchar tanto que al final sea peor el remedio que la enfermedad.

Aunque siempre es preferible que cualquier renovación o reforma las haga un profesional, como los de Reformas Granada, existen pequeñas acciones que pueden realizar los propios propietarios, y de esta forma pasar la cuarentena de la mejor manera posible. La ventaja de tener los materiales para la cuarentena es que cuando todo esto pase, la casa ya estará preparada para volver a vivir una vida normal.

Qué hacer con estos materiales para la cuarentena

A continuación, se detallarán algunas de las renovaciones que pueden hacerse en la casa sin necesidad de invertir grandes cantidades de dinero y sin dejar la casa o las estancias inhabilitadas durante un largo período de tiempo.

Pintar los azulejos

La pintura de azulejos permitirá realizar de una manera rápida y sencilla un cambio radical a cualquier estancia, por ejemplo, el baño. El baño suele ser un lugar que se desgasta mucho, también ocurre que los azulejos pasan de moda, por ello muchas personas quieren cambiarlo, pero lo cierto es que hacerlo en ocasiones conlleva mucho trabajo: Por eso se puede pintar con pintura especial y de esta forma disfrutar de un lugar renovado.

Renovar revestimientos

Cubrir azulejos o cualquier pared con revestimientos sintéticos es probablemente la solución más sencilla para cambiar la estética de la casa. Los hay en formato friso o en formato losa lo será, y dependerá de que se necesite elegir un modelo u otro. Son materiales sumamente resistentes a la humedad y su instalación es muy sencilla, dado que se hace a través de adhesivos.

Pintar las paredes con materiales para la cuarentena

Tener pintura para las paredes en casa es habitual, dado que en alguna ocasión se compró de más o simplemente se tenía intención de pintar algún día. Por ello aprovechar estos días para pintar aquellas habitaciones que se desean es un buen entretenimiento.

Instalación de tarima flotante

Existen varios tipos de tarimas que podemos instalar sobre un suelo ya existente. No suele ser una tarea complicada, pero sí es necesario darse algo de maña. Los usuarios deben tener en cuenta que al hacer esto, el nivel del suelo va a subir, de ahí que muchos se inclinen más por la tarima sintética que por la flotante. Y es que si se usa tarima flotante, habrá que cortar el alto de las puertas para que estas puedan cerrar bien.

Pintar muebles

Si se desea renovar un mueble que esté un poco viejo, o simplemente cambiar su aspecto, este puede pintarse. Solo es necesario contar con los materiales adecuados para ello, como lija, pintura, decapante, betún etc. Esta actividad es ideal para los días de cuarentena por Coronavirus, ya que permite distraerse a la vez que se está haciendo algo útil, sin necesidad de desmantelar la casa entera. Es habitual que los usuarios que dedican su tiempo a restaurar muebles cuenten con los materiales necesarios para destinar algunas horas al día a mejorar el mobiliario de su propia casa.

Cambiar las puertas de la cocina

Renovar la cocina completamente puede suponer un gran gasto, pero hacerlo de manera parcial sí es viable. Se pueden cambiar las puertas de armarios y cajoneras, así quedará con un estilo más actual y fresco. Hacer esto supone un desembolso, pero no tanto como cambiar la cocina entera. Incluso si el usuario se da maña, puede pintarlas y diseñarlas a su gusto.

Cambia las cortinas

Ayuda a que la luz entre de manera más natural a todas las estancias cambiando las pesadas cortinas de colores por otras más livianas con tonos blancos que potencien la claridad y den calidez al lugar, lo que hace  que las estancias se vean además más despejadas.